Santo Domingo.- En el marco del Día Mundial del Donante de Sangre, celebrado cada 14 de junio, los especialistas de Referencia Banco de Sangre destacaron la importancia de la donación voluntaria y la rigurosa seguridad en los procesos de recolección y transfusión de la sangre y sus componentes.

Los doctores Santiago Collado y Diana Ramírez, director médico y directora adjunta de Referencia Banco de Sangre, respectivamente, destacaron el cumplimiento de altos estándares de seguridad y calidad para la recolección, análisis, procesamiento y almacenamiento de los productos sanguíneos en esa institución.

“Estas acreditaciones están respaldados por el Colegio Americano de Patólogos y de la Asociación para el Avance de la Sangre y Bioterapias, antigua Asociación Americana de Bancos de Sangre (AABB) y nos obligan a seguir normas y a realizar pruebas que no están estandarizadas en las regulaciones nacionales», señaló el doctor Collado.

Uno de los riesgos mencionados por el hematólogo es la transfusión entre familiares cercanos, que puede desencadenar la enfermedad de injerto contra el huésped transfusional, un problema grave y complejo. “Para evitar esto, en Referencia no transfundimos sangre entre parientes directos», explicó.

Además, Collado destacó el papel crucial de los donantes en salvar millones de vidas y la implementación de colectas móviles para garantizar un suministro adecuado de sangre.

De su lado, la doctora Ramírez detalló las condiciones para ser un donante, enfatizando que los individuos deben estar en buen estado de salud y, en casos especiales, pueden donar menores de edad que cumplan con las características físicas adecuadas con autorización de padres o tutor y aclaró que personas con enfermedades crónicas controladas, como diabetes e hipertensión, pueden donar, exceptuando aquellos que usan insulina.

La galeno también habló sobre el «período de ventana» en las enfermedades transmisibles, destacando el uso de pruebas moleculares en ese banco de sangre para reducir este período de meses a días, aumentando la seguridad de la sangre transfundida, y desmintió mitos sobre la donación de sangre por personas con tatuajes, afirmando que es seguro donar un año después de hacerse el tatuaje.

Finalmente, la especialista invitó a la población a donar sangre de manera voluntaria y recurrente, resaltando que un solo acto de donación puede salvar múltiples vidas. «La sangre que donas hoy podría ser la que salve a un amigo mañana», concluyó la doctora Ramírez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X