Santo Domingo.- En el marco de conmemoración del Día Internacional del Trabajo, el presidente Luis Abinader firmó un pacto con cientos de dirigentes federados y de sindicatos afiliados a las centrales sindicales del país en el que se compromete a ampliar sus conquistas económicas y sociales, contemplado mejoras a los salarios y a la seguridad social.

En ese acuerdo, que según las centrales es el primero que firman con un presidente de la República, el Gobierno promoverá una política que garantice el valor real de los salarios, revisará periódicamente el sueldo no sectorizado, así como las tarifas profesionales de los distintos oficios para evitar su precarización.

Además, se pactó cumplir con las Normas Internacionales de Trabajo, resumidas en la libertad sindical, la negociación colectiva, salud y seguridad en el trabajo, eliminar todas las formas de trabajo forzoso u obligatorio, erradicar la explotación infantil en todas sus formas, la discriminación en materia de empleo y ocupación, e igualdad en la remuneración entre la mano de obra femenina y masculina.

Sobre la reforma fiscal, los trabajadores buscan que se garantice la eliminación de las evasiones y la elusión fiscal, la derogación de normas de recaudación obsoletas, la indexación salarial periódica y la exención del pago de impuestos sobre la renta hasta los RD$50,000 y un pago proporcional a la diferencia de aquellos que perciban más de esa cantidad.

El convenio, denominado ‘Pacto Nacional por las Reformas y de Cambio’, además del presidente Abinader, fue firmado en representación de los trabajadores por Gabriel del Río, presidente de la Confederación Autónoma Sindical Clasista (CASC); Rafael Abreu, presidente de la Confederación Nacional de Unidad Sindical (CNUS) y Jacobo Ramos, presidente de la Confederación Nacional de Trabajadores Dominicanos (CNTD).

Como testigos estuvieron presentes Rafael Freire, secretario general de la Confederación Sindical para Trabajadores y Trabajadoras de las Américas (CSA) y Jordania Ureña Lora, secretaria general adjunta de la Confederación Sindical Internacional (CSI).

No hay desarrollo sin mejoría trabajadores

Durante el acto celebrado en el Aula Magna de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), el presidente Abinader afirmó que sin la mejoría de los trabajadores no hay ninguna sociedad que se desarrolle por lo cual, el gobierno que encabeza ha estudiado la historia universal del desarrollo económico porque sabe que eso es fundamental.

A su vez, apuntó que en la medida que fue avanzando en su gobierno comenzó a recuperar la salud y los trabajos, indicó que visitó en reiteradas ocasiones la región Este del país en la parte hotelera y allí observaba a los trabajadores de los hoteles con sonrisas por recuperar su puesto de trabajo después de más de siete meses sin laborar.

Recordó también la crisis que trajo la guerra entre Rusia y Ucrania con la subida del petróleo, gas natural y también las materias primas agrícolas como el maíz, trigo y soya y dijo que a pesar de las circunstancias trabajó con esperanza y decisión para recuperar el país.

Del mismo modo, subrayó que siempre ha dicho que en su gobierno los trabajadores dominicanos no pueden disminuir su salario real y en la primera reunión junto a los líderes sindicales en septiembre del año 2020 les expresó que su objetivo era aumentar el salario real de los trabajadores, a pesar de la situación que se encontraba el mundo y el país.

Al tomar la palabra en el acto, el secretario general de la Confederación Sindical de Trabajadores y Trabajadoras de las Américas (CSA), Rafael Freire, reafirmó el compromiso de luchar en defensa de la clase trabajadora, especialmente en América Latina y el Caribe.

Al referir que hoy día en el mundo se encuentra en ascenso el autoritarismo y los ataques de la extrema derecha, Freire saludó que en República Dominicana haya un ambiente de democracia, diálogo social y un gobierno que escucha y conversa con los sindicatos.

Al hablar en representación del sector trabajador, el presidente de la Confederación Autónoma Sindical Clasista (CASC), Gabriel del Río, indicó que el pacto firmado representa a todo el movimiento sindical del país y sus principales reivindicaciones, con el cual se fortalece el dialogo social, la democracia, la libertad, la gobernanza y la gobernabilidad para una mayor cohesión social.

En tanto que el presidente de la Confederación Nacional de Unidad Sindical (CNUS), Rafael –Pepe- Abreu, instó al sector empresarial dominicano a que entienda que tiene que abrir la puerta a las posibilidades de un entendimiento porque este es un país de certidumbre laboral y con paz social.

De igual forma, el presidente de la Central Nacional de Trabajadores Dominicanos (CNTD), Jacobo Ramos, dijo este acuerdo fortalece la cultura de diálogo y la concertación tan necesaria para gobernar. Enfatizó que más allá de los logros que se alcanzarán con la ejecución de las demandas establecidas en este acuerdo, se contribuye al fortalecimiento de la institucionalidad.

Al Congreso irá reforma a la Seguridad Social

En otro de los puntos del pacto, el mandatario introducirá al Congreso Nacional junto al movimiento sindical, una reforma pactada sobre la Seguridad Social que ponga en vigencia el régimen contributivo subsidiado y las unidades de atención primaria, y establezca un régimen de pensiones que permita a los trabajadores disfrutar de una pensión digna en su retiro.

También se procura en cuanto al tema de la salud, modernizar las plantas hospitalarias y garantizar salarios dignos para sus trabajadores. Relativo a la firma de un nuevo Código de Trabajo, se plantea mantener y ampliar las conquistas logradas en estos últimos 30 años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X